Descubre el amor desde la fraternidad

June 3, 2016

 

Estamos viviendo actualmente en una sociedad donde primero importa el egocentrismo, la apariencia, entre otras cosas que hacen que los valores y la moral se pierdan, por eso hoy Mateo les trae una historia para que analicemos cada acción en nuestro diario vivir desde un punto de vista distinto y aprendamos a rodearnos de personas santas.

 

Mateo decide irse un día de trip y salir de la rutina con sus amigos algún lugar de la localidad. Él nos lo cuenta así: Iniciamos el trip a eso de las 9 a.m. inscribiéndonos en la caseta del ANAM para iniciar el camino al cerro que empezaríamos a ‘’escalar’’ literalmente… Todo empieza pidiendo un “ride” para llegar al destino para iniciar el senderismo, al haber llegado al destino empezamos a caminar para alcanzar el ‘’Cerro La Cruz’’ y al caminar nos damos cuenta que habían 2 entradas: una se veía bonita y la otra algo extraña, nosotros al haber leído en internet sobre el camino leísmos que todo el camino era a la derecha y bueno nosotros de bien mandados empezamos a caminar por el camino que era extraño porque habíamos leído que era por allí y pues ¿adivinen? nos jugaron una broma y resulta que nos encontramos en un lugar sin salida y bajo la lluvia retornamos para iniciar el otro sendero. Después de esto iniciamos una caminata hacia el otro camino cuya persona que era el guía o líder protegía que su grupo siempre estuviese junto y que todos estuviesen bien, encontramos la entrada del cerro y empezamos a subir con miedo a caernos, riéndonos de habernos perdidos y sobre todo nunca perdimos la fe de que encontraríamos el lugar junto a la líde,r nos ayudamos uno a otros a subir alguna parte difícil para alguien del grupo y juntos como hermanos empezamos a ver qué rol podíamos tomar en este “trip” ya que era como la vida: habían partes del camino que eran muy buenas y fáciles de subir pero también teníamos partes del camino muy difíciles y que hubo momentos que no supimos qué hacer pero con ayuda de Dios logramos superar etapas del camino. Al ver parte del mar nos alegramos y dijimos “estamos cerca” pero al ver el camino la vimos muy dura, fue allí fue donde pusimos de nuestra parte para lograr sobrepasar esta prueba juntos en comunidad, ayudándonos unos a otros a lograr cruzar cada una de las pruebas logramos pasar los tubos verde que fue la parte más difícil, luego que había escapado pero claro amando cada parte del camino, luego de descansar un rato retomamos el camino al cerro con ansias de llegar rápido y ver lo que nos esperaba allí arriba. Al estar ya casi cerca cansados y sucios nos hacía falta escalar y subir otra etapa más fue algo muy divertido donde todos subimos con dificultad pero con una alegría única que solo la da nuestro Señor Jesucristo al haber llegado ya a la cima decimos y bueno allí está la cruz ¿Por dónde subimos? Había unos chicos ya en la cruz y nos ayudaron con el dato, luego de ver lo que había que escalar todos nos quedamos como “wtf”, unos con miedo, otros casi rendidos pero al final todos aún con dificultades logramos alcanzar nuestra meta que fue llegar a la Cruz y  estar a 900mts. sobre el nivel del mar, con unas vistas únicas de la cuenca del Canal, Bahía de Chame que delimita con Punta Chame, hermoso fue estar en contemplación en medio de tanta naturaleza, creación de Dios todos emocionados de saber que logramos la meta y que a pesar de todas las pruebas con la Fe y la Alegría salimos adelante para lograr estar allí arriba contemplando las hermosa creación.

 

Con esta historia quiero que muchos jóvenes vean que necesitamos de la vida en comunidad como es nuestra Iglesia Católica, que debemos descubrir y poner en practica nuestros dones, que debemos de aceptar la corrección fraterna de nuestros hermanos que no lo hacen por molestar sino que lo hacen para que mejoremos, que disfrutes de cada momento como si fuese el ultimo, aceptarnos a cada uno con nuestras cualidades y defectos, amar hasta que duele porque si duele es buena señal, tener el corazón dispuestos hacer la voluntad de Dios y ver que la labor de un líder no es la misma que un jefe.

 

¡Me despido de ustedes con un abrazo fraterno y las mejores de las Bendiciones para cada uno de ustedes y su familia!

Please reload

Nuestra red de escritores"Como un granito demostaza" te da la bienvenida.

¿Tienes algún artículo que deseas publicar? ¡Únete a nuestra red de escritores! Envíanos tu escrito a comoungranitodemostazapty@gmail.com

  • Wix Facebook page
  • YouTube Social  Icon
  • Instagram Social Icon
Please reload

Recent Posts

November 15, 2019

October 22, 2019

October 15, 2019

October 4, 2019

September 26, 2019

September 24, 2019

Please reload