Diarios de Semana Santa (Alicia): Algo no está bien...

April 15, 2019

¡Despierta! Necesitas ir a la capilla a ayudar, empezó Semana Santa. Espera. No quiero. Quiero seguir durmiendo. Es mentira. No quiero dormir, simplemente mis ganas de ir a la capilla en estos momentos es nula. Supongo que alguien más puede hacer el trabajo que me corresponde a mí, ¿no?

 

 

Han sido días extraños, de esos en que no sabes si te sientes bien, mal, estable o si no tienes idea de qué sentir, simplemente no lo controlas. Mariee dice que debo ir al psicólogo, pero yo siento que más bien necesito reunirme con mi guía espiritual. Él siempre sabe que decir, espero que esta vez también. Y si me reuniera con él, le diría más o menos algo así:

 

“Padre, siento que no encajo, ¿eso tiene sentido? ¿Tiene sentido decir eso después de 3 años en pastoral juvenil?

Siento que desde hace meses algo cambió, pero no sé descifrar si soy yo o si es mí alrededor el que se alteró y por eso me siento desubicada.

 

Hay personas haciendo estragos padre, creyéndose dueños de una historia que ni siquiera es suya y buscando varitas de poder para auto proclamarse los entes superiores de un grupo que solo está anunciando sus crónicas de una muerte ya contemplada y lista para ser enterrada. Hay líderes que están demasiado ocupados en llamar la atención o ser protagonistas que no le dan chance a nadie, siempre tienen que estar…figurando. Y por otro lado están los demás integrantes como huérfanos, son una mano de obra calificada para servir trabajando pero no tienen derecho a ser escuchados o a expresar sus sentires, sean buenos o malos. Y luego estoy yo padre, la que se siente la intermediaria de toda esta abrumadora situación. Yo no quería ser coordinadora, ¿puede creerlo? Lo añoré tanto y ahora ya no quiero eso. ¿Por qué? Porque siento que no encajo con el prototipo que buscan, que ellos quieren que yo sea. Yo quería ayudar, poner en práctica algunos talentos para evangelizar y estar allí para los muchachos, pero me están pidiendo un modelo que no puedo seguir. Un modelo que implica sentirme mal por tener una vida, por no poder estar siempre.

 

¿Está mal que no esté siempre? Mariee dice que exagero, que si no vivo ahora probablemente me arrepienta luego. Ella puede decirlo tranquila, tiene 26, ya sus tiempos de trasnochadas parroquiales se ven meramente excusados por trabajo…o el gimnasio. Pero yo, yo solo tengo 19 y siento que puedo dar más de mí, pero aunque haga mi mayor esfuerzo, me quedo corta antes la presencia casi permanente de los demás coordinadores. Ellos están siempre, como hoy, no fui a la limpieza porque tenía que estudiar y llevar unos vestidos a planchar y cuando llegue por la tarde me sentí la más farsante por ser la que faltó en la mañana a ayudar. Pero yo ayudo padre, siempre estoy pendiente de los chicos y me gusta escucharlos…asisto a mis responsabilidades y reuniones y lo que organizo debo decir que queda bien. Pero aún así siento que no lleno las expectativas.

 

¿Qué debo hacer? Porque esta sensación me está aniquilando y no quiero que ni Mariee, Marilin o los chicos de la capilla sientan que su coordinadora es débil. Pero honestamente no estaré tranquila hasta hablar con esas personas que me están atormentando la paz…y de quizás tomarme un tiempo para pensar qué camino debo tomar…no estoy siempre padre...y aunque sé que eso no es malo, mi alrededor influye para que me atormente...

Please reload

Nuestra red de escritores"Como un granito demostaza" te da la bienvenida.

¿Tienes algún artículo que deseas publicar? ¡Únete a nuestra red de escritores! Envíanos tu escrito a comoungranitodemostazapty@gmail.com

  • Wix Facebook page
  • YouTube Social  Icon
  • Instagram Social Icon
Please reload

Recent Posts

November 15, 2019

October 22, 2019

October 15, 2019

October 4, 2019

September 26, 2019

September 24, 2019

Please reload