Fuimos canciones eternas...pero nuestro amor no

August 16, 2019

La primera parte de este título lo saqué de un libro que quiero comprarme en la Feria del Libro de Panamá. Me dejó pensando, porque parece algo inusual y poco común, pero solemos asociar nuestra vida a canciones. Porque al final, sus letras nos identifican, nos aturden, consuelan, deprimen, distraen y hasta hacen reflexionar.

 

Hay 5 canciones en mi playlist que llevo meses sin escuchar sólo porque me recuerdan a ti. Nunca fueron nuestras canciones, nunca las cantamos juntos… pero escucharlas me hacía hacerme una película en mi cabeza de lo que habíamos vivido, lo que podíamos vivir más adelante y de lo que sentía al escuchar cada lírica mientras tu rostro se paseaba frente a mi mente, como un títere controlador que hipnotizaba cada sentido de mi ser por un par de minutos.

Fuimos canciones que me hacían sonreír en el Metro al escucharlas, me hacían soñar despierta mientras me lanzaba a un mar de recuerdos donde quería quedarme nadando, incluso sin importar si minutos después me ahogara por la cruda realidad de que dichos recuerdos aunque fuesen imborrables no tenían validez para repetición.

Fuimos canciones eternas, de esas de antaño donde sus intérpretes apuestan a un amor veraz, leal, decidido y comprometedor, donde las letras describen actos indecorosos pero emotivos, donde cada estrofa es un poema que te envuelve en su esencia de luces que se encienden y apagan en una intensa expresión de amor de dos, sin cuestionamientos.

Fuimos canciones de karaoke, esas que cantas con una sonrisa de par en par mientras la interpretas con tu persona favorita, esas que te llaman a hacer público un sentir que aunque al inicio nos asusta, cuando no aventamos y es correspondido te lleva a gritarlo a más de 4 vientos, porque es real, es suyo y de nadie más.  

 

Pero a la vez, fuimos y fuimos hasta convertirnos en la realidad actual, ahora somos canciones que te encierran en un cuarto… a pensar, a arrepentirte de entregar tanto, que te hostigan por creer en poder amar. Somos canciones eternas que llaman al adiós, que buscan que algún día despiertes con tu corazón sano por lo provocado ante tanto dolor o decepción.

 

¿Y acaso tiene sentido que aún sigamos siendo canciones? Porque he borrado tus recuerdos de mi playlist y ahora ya no tengo ganas de bailar. He cambiado las melodías por el ruido y busco no generar recuerdos en medio de un ritmo que antes me llevaba a soñar.

Pero… aunque fuimos canciones y ya no, sé que más adelante volveremos a crear playlists eternos, con las mismas o similares melodías, pero ahora con intérpretes distintos, con protagonistas nuevos, con historias que llevan a otros destinos… ahora seremos canciones eternas, pero cada uno a su manera, bajo su sello y por su cuenta, ya no canatremos juntos ni seremos una misma escena, sólo nos convertiremos en intérpretes solitarios, con canciones similares pero para propósitos distintos.

 

Please reload

Nuestra red de escritores"Como un granito demostaza" te da la bienvenida.

¿Tienes algún artículo que deseas publicar? ¡Únete a nuestra red de escritores! Envíanos tu escrito a comoungranitodemostazapty@gmail.com

  • Wix Facebook page
  • YouTube Social  Icon
  • Instagram Social Icon
Please reload

Recent Posts

October 22, 2019

October 15, 2019

October 4, 2019

September 26, 2019

September 24, 2019

Please reload